Actualidad

Francisco Romero anuncia que "quiere ser el alcalde de la política al servicio de las personas y el que lleve a Vilafranca a ser una ciudad moderna, líder y que dé oportunidades a su gente"

13 junio 2022

El candidato socialista quiere la alcaldía de Vilafranca para llevarla a los barrios, para trabajar con mayor intensidad en los proyectos transformadores que ya se están llevando a cabo y para reclamar con firmeza los recursos y derechos que dependen de otras administraciones, como la sanidad pública.

El lunes 13 de junio, FranCisco Romero, anunciaba públicamente sus ganas de ser el alcalde de Vilafranca la próxima legislatura. Así lo explicaba en un acto que llenó la sala grande del Matadero, donde se dieron cita más de 130 personas para mostrar su apoyo. 

Entre las caras conocidas, se encontraban representantes de los sindicatos, entidades, asociaciones de vecinos, concejales y exalcaldes. Muchos militantes y simpatizantes y vecinos y vecinas de la villa, quisieron asistir al acto para escuchar su visión de la política municipal y de Vilafranca en la que ya está trabajando.

La concejala socialista, Lourdes Sánchez, abrió el acto con el poema de Machado, cantares, uno de los autores más importantes para Romero: "Caminante no hay camino, se hace camino al caminar, hoy iniciamos públicamente un nuevo tramo de camino que nos debe llevar a alcanzar la alcaldía de Vilafranca" comenzaba la concejala. A través de las palabras y testimonio de la familia, amigos y compañeros, Sánchez fue construyendo la biografía y la personalidad de Romero. Su intervención permitió gozar de momentos muy emotivos e intensos. Sobre el candidato, Sánchez destacó que Romero "cree en la política local para mejorar la vida de las personas". La descripción de quién es Romero sumó una larga lista de adjetivos “eficiente, perseverante, con visión de futuro, listo, trabajador, astuto, tenaz, sincero, cercano, auténtico, buena persona, enamorado y al servicio de Vilafranca, entre otras muchas”. Por último la concejala destacó que el candidato del PSC "ha llegado a un gran punto de madurez política, estos nuevos tiempos, necesitan personas como él para sacar adelante un futuro para todos en Vilafranca".

Seguidamente, subió al escenario su esposa, Montse Farré, quien dio la visión de Romero más personal, familiar y casera. Destacó valores como "nobleza, inconformismo, perseverancia., Es trabajador, con sentido del humor, un hombre de rutinas que aprovecha el desayuno para felicitar los cumpleaños de sus contactos por Instagram".

Por último, llegó el turno de FranCisco Romero, que empezó su discurso haciendo un reconocimiento a las entidades presentes y en general a todas las entidades de Vilafranca, asegurando que "hay que valorar y potenciar la alianza entre las entidades y el Ayuntamiento, porque gracias a ellas podemos llegar más allá de donde lo haríamos sólo como administración".

Uno de los ejes importantes de la visión política de Romero es el municipalismo, así lo evidenció explicando que lo entiende “como la fuerza que tienen las ciudades para afrontar, desde la proximidad, los retos que se nos presentan. En 10 minutos puedes cambiar la vida de una persona, gracias a ser la administración más cercana”. En este sentido, Romero manifestó su pasión por Vilafranca y la vocación de ser servidor público, lo que matizó “no significa vivir de la política, es necesario que ponemos en valor a los políticos locales, que tienen sus profesiones y que compaginan con las responsabilidades públicas. Esto nos permite estar en contacto con la realidad y entender y compartir los problemas de la gente”. Romero quiso recordar que los socialistas de Vilafranca son la única fuerza política que siempre ha favorecido la aprobación de los presupuestos municipales “en cada votación primero pensamos lo que necesita la gente de Vilafranca, sin tener en cuenta la lógica de partido. Sin presupuestos no hay servicios para la ciudadanía, ni oportunidades, por eso hemos favorecido los acuerdos de estabilidad y el presupuesto”.

El siguiente eje del discurso se centró en la realidad que ya está en marcha y que se está trabajando desde sus áreas en el Ayuntamiento "con proyectos innovadores y de impacto como es el Plan de Intervención Integral del Centro y C/ Comercio (PIICC) que se inspira en el Barcelona ponte guapa de Maragall". Éste es un programa que cuenta con inversiones récord por habitante, cofinanciado a partes iguales con otras administraciones. El PIICC, explicó Romero “quiere llegar a todos los espacios públicos, poner en valor el patrimonio y la cultura y al mismo tiempo nos sirve para detectar iniciativas y necesidades dentro del ámbito de la vivienda, la eficiencia energética, la ocupación de los jóvenes o las necesidades de las empresas”. Este programa, afirmaba Romero “rehabilita, transforma e impulsa y es la base de la nueva realidad que estamos gestionando nosotros y que apostamos por seguir amplificando con mayor fuerza desde la alcaldía”.

Romero continuó explicando que desde la alcaldía habrá que amplificar y complementar actuaciones de movilidad sostenible como las conexiones de carriles bici y peatones con la comarca, como el vial que ya se ha hecho hacia Les Cabanyes o Monjos.

Para Romero, tener la fuerza de la Alcaldía, representa trabajar codo con codo con las entidades por eso asegura que “me desplazaré con el equipo técnico una semana entera a todos los barrios de forma rotatoria, continuando con lo que ya estoy haciendo dentro de las propuestas que actualmente gestionamos. Trabajando en los barrios podemos contrastar lo que estamos haciendo con los ciudadanos y damos un servicio de proximidad y reconexión”.

Durante su discurso, Romero, quiso agradecer a los trabajadores del Ayuntamiento de Vilafranca su dedicación "tenemos grandes profesionales, debemos dotarlos de recursos, ampliar los equipos y apoyarlos". En este sentido, tocó el tema de la seguridad ciudadana “es uno de los temas que siempre salen en las reuniones en los barrios, si damos más recursos a los profesionales daremos la vuelta a la situación.”

Según Romero, ser el alcalde de Vilafranca debe servir también para hacer una defensa radical y firme de los intereses de la gente de Vilafranca en los temas que no son competencia del Ayuntamiento, pero que nos afectan como la sanidad, la educación y las infraestructuras "el alcalde debe estar al frente de las demandas y actuar con mucha firmeza por los intereses de los ciudadanos".

Otra apuesta personal que el candidato quiere poner en marcha desde la alcaldía, es un programa de becas para estudiantes que no permita que ningún joven de Vilafranca se quede sin poder estudiar a causa de su situación económica o social. También le preocupa que los jóvenes puedan quedarse a trabajar y desarrollar su vida en Vilafranca.

Por último, Romero subrayaba que durante los próximos meses se seguirá gestionando la realidad de los proyectos actuales y pronto se empezará a preparar a elaborar el programa electoral. En este sentido, Romero destaca que “queremos hacer encuentros, cafés, cenas, para que la gente participe de los temas que ya gestionamos y de los próximos que podemos hacer, queremos que los vilafranquinos y vilafranquinas cuenten con nosotros y que podamos iniciar esta nueva etapa, aprovechando las oportunidades que tenemos sobre la mesa . Vilafranca merece ganas, ilusión, ser una ciudad moderna y líder y que dé oportunidades a su gente”.