Actualidad

Los alcaldes socialistas del norte del Baix Llobregat presentan una resolución en el Parlament en contra de perder los servicios directos de FGC con Barcelona

29 septiembre 2022

Los cargos locales, registrando la propuesta en el Parlament
Sant Esteve Sesrovires, Abrera, Olesa de Montserrat y Esparreguera se verán muy perjudicadas por el nuevo plan, que prevé que para ir a Barcelona desde Manresa e Igualada sea necesario hacer transbordo en Martorell

el Grupo Socialista i Units per Avançar ha registrado en la Oficina de Registro del Parlament una propuesta de resolución para evitar que se eliminen los trenes directos de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) entre Igualada/Manresa y Barcelona (R5, R50, R6 y R60), ya que así lo prevé el Plan de Actuación 2022-2026 de la empresa. En este sentido, el documento indica que para ir a Barcelona desde estas dos poblaciones habrá que realizar transbordo a Martorell. Este cambio afecta a localidades de nuestra comarca como Sant Esteve Sesrovires, Abrera, Olesa de Montserrat o Esparreguera.

Según el Plan de Actuación, con estos cambios habrá un incremento de las frecuencias y del número de pasajeros en el tramo Martorell-Barcelona (que pasaría a denominarse Metro del Baix Llobregat), pero lo que también es seguro es que supondrá un incremento de tiempo de viaje de todos los pasajeros provenientes desde o hacia Manresa o Igualada (y el resto de municipios del Anoia y el Bages con estación de FGC), pero también por los municipios del Baix Llobregat norte. El informe, además, no contempla el potencial bajón de pasajeros de estos tramos debido al mayor tiempo de servicio debido a la pérdida de estos servicios directos que provocará el transbordo a realizar a Martorell.

Del Baix Llobregat han registrado la iniciativa los alcaldes Jesús Naharro (Abrera); Eduard Rivas (Esparreguera), Enric Carbonell (Sant Esteve Sesrovires), el portavoz socialista en Olesa de Montserrat, Fernando Vicente, y la diputada Rocio Garcia. También han participado los diputados Cristòfol Gimeno (Bages); Jordi Riba (Anoia); y el portavoz socialista en el Ayuntamiento de Igualada, Jordi Cuadras, y de Manresa, Anjo Valentí.

El primer secretario del PSC del Baix Llobregat, Antoni Poveda, cree que el plan demuestra que "el actual Gobierno de la Generalitat está totalmente desconectado de la realidad y de las demandas de los municipios". "Desde el Baix Llobregat sólo esperamos una cosa: que el gobierno catalán reflexione y replantee el documento, ya que si se implementara sería altamente perjudicial para las vecinas y los vecinos de nuestra comarca", ha añadido.

Según Jesús Naharro, “una medida como ésta pone de manifiesto la falta de perspectiva, acciones y compromiso de FGC con el fomento del uso del transporte público, tan necesario en el contexto de emergencia climática que vivimos. Esto hará el transporte más lento y más inaccesible. En Abrera se verían afectadas a más de 1.100 personas cada día.” Por eso, ha pedido al ejecutivo catalán que "pare el plan para que la juventud y los trabajadores/as, que utilizan a diario los ferrocarriles, los puedan seguir utilizando como hasta ahora."

Eduardo Rivas ha afirmado que “Catalunya debe avanzar hacia una movilidad más sostenible y que reduzca la duración de los trayectos. Si hacemos el histórico, hemos ido aumentando el tiempo de desplazamiento haciendo el transporte cada vez más ineficiente. Añadir un transbordo técnicamente evitable es una nueva barrera por el uso de los FGC en nuestra zona. En el caso de Esparreguera, la situación se agrava, porque debemos utilizar un bus para poder utilizar los trenes a Olesa, ya que no tenemos una estación de ferrocarriles propia.”

Por su parte, Enric Carbonell ha dicho que el cambio tendrá "un impacto directo en Sant Esteve Sesrovires, ya que el ferrocarril es la columna vertebral de nuestro transporte público." Y ha hecho esta petición: “Hasta que la Generalitat no nos explique de forma directa estos cambios y cómo piensa resolver las consecuencias del nuevo plan, éste debería paralizarse. Los municipios tenemos algo que decir.”

“Consideramos que supone una pérdida de calidad de vida para la ciudadanía de Olesa de Montserrat, por lo que consideramos que es muy importante mantener la línea directa con Barcelona, ​​porque muchos vecinos y vecinas la utilizan para desplazamientos laborales. La alternativa es el autobús, pero tarda bastante más que el tren”, ha señalado Fernando Vicente.

finalmente, la diputada Rocio Garcia ha lamentado que la Generalitat "perjudique a los municipios del norte del Baix Llobregat ya la población usuaria de este transporte público". "Queremos que se mantenga el servicio, porque muchos vecinos y vecinas de la comarca lo utilizan", ha concluido.