Derechos de ciudadanía y Estado del bienestar

# SomJustíciaSocial

Tenemos un plan para Cataluña

Los socialistas proponemos un pacto para la reconstrucción y la recuperación social y económica de Cataluña que nos permita encarar el futuro con garantías y dejar atrás la crisis provocada por la irrupción de la pandemia del Covidien-19. Lo hacemos con actitud constructiva, la determinación de no dejar a nadie atrás y con la voluntad de generar confianza, de sumar apoyos Cataluña adentro y Cataluña hacia fuera.

La reactivación de la economía y la reconstrucción social serán posibles desde la gobernanza federal, A partir de la concertación y el impulso de acuerdos sociales y políticos entre Cataluña y España. Proponemos, por ejemplo, una reforma fiscal con más y mejores herramientas de gobernanza y un nuevo modelo de financiación autonómica federal que nos dote de más recursos para afrontar los retos que nos plantea la nueva normalidad.

Los y las socialistas queremos gobernar Cataluña desde la lealtad, la cooperación y la coordinación con otros gobiernos e instituciones: con Europa, Que nos permitirá ofrecer una respuesta común a la crisis; con España, Nuestro marco de colaboración natural, y con los ayuntamientos de nuestros pueblos y ciudades, las administraciones más cercanas a la ciudadanía.

Masters
escuelas
Centros de atención primaria
viviendas Sociales

conde Guillermo de Vároic

La educación vista
los maestros

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing élite. Aliquam semper lacus at demasiado ultricies auctor. Integer sodales commodo erat, sed Bland tellus molestie sed. Donec eu magna metus. Ud te semper ipsum, non iacula urna

#VuelveCataluña

Derechos de ciudadanía y Estado del bienestar

Uno de los principales aprendizajes que nos está dejando la pandemia del covid-19 y sus consecuencias es que nunca más se deberían debilitar los sistemas públicos de bienestar y que debemos ser capaces de fijar las prioridades. Necesitamos actuaciones decididas ante la crisis y su impacto, pero también una mirada hacia el futuro. Es hora de reconstruir y blindar nuestros servicios públicos, fortalecerlos y dotarlos de los recursos económicos suficientes, para garantizar su calidad y capacidad de adaptación a los retos del futuro, el bienestar de la ciudadanía y nuestro progreso social y económico .

Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales Derechos / Ciudadanía / Servicios Sociales

propuestas destacadas

  • Salud, nuestra prioridad

    La crisis de la covid-19 ha puesto en evidencia la fragilidad de nuestro sistema de Salud. Nos proponemos recuperar su prestigio, también a escala internacional, y llevar a cabo reformas en profundidad para disponer de unos servicios públicos de salud fuertes, universales, equitativos, de calidad y financiados con impuestos. Nuestro compromiso es con las personas, los profesionales de la salud y todo el sistema sanitario público.

    • Garantizaremos la transparencia en la toma de decisiones, informando con claridad la ciudadanía y haciendo seguimiento de la gestión de la pandemia de la covid-19 desde el Parlament de Catalunya.
    • Aseguraremos la capacidad asistencial ante posibles rebrotes o nuevas olas, con los circuitos separados en los centros asistenciales para contener los posibles contagios y no detener la capacidad asistencial.
    • Avanzaremos hacia un sistema integral de atención a las personas a lo largo de su vida con una auténtica coordinación de los sistemas de protección social, sanitario y de salud pública.
    • Destinaremos como mínimo el 25% del presupuesto de Salud a la Atención primaria, reconociendo así su tarea, con más recursos diagnósticos y más profesionales de todos los niveles, fomentando la visión comunitaria e incorporando mecanismos de telemedicina y digitalización.
    • Reforzaremos y intensificaremos la supervisión médica de las residencias de ancianos y otros dependientes, potenciando la atención domiciliaria desde la Atención Primaria.
    • Cambiaremos la orientación del sistema sanitario hacia la prevención de la enfermedad, el mantenimiento de la salud y la detección precoz.
    • Introduciremos la perspectiva de género en la sanidad, tanto en la formación como en la información y atención, porque a menudo las enfermedades, los síntomas y los tratamientos son diferentes entre mujeres y hombres.
    • Impulsaremos una nueva planificación en los centros para eliminar las condiciones laborales abusivas y las jornadas de 24 horas, sobre todo en cuanto a los MIR y EIR, priorizando su condición de personal en formación.
    • Implicaremos a todo el Gobierno en un abordaje integral de los determinantes sociales, que marcan el 80% de nuestro estado de salud para luchar decididamente contra las desigualdades en salud y por el acceso universal y en igualdad de condiciones a los servicios sanitarios.
    • Reforzaremos los Servicios de Salud Pública y de Vigilancia Epidemiológica; la Agencia de Salud Pública de Cataluña será la herramienta de dirección y gestión de la Salud Pública y el ente de coordinación con el resto de administraciones.
    • Haremos cumplir la resolución del Parlamento que obliga a la atención primaria a dar visita al médico de familia en un máximo de 48 h, con la dotación de los recursos necesarios para hacerlo posible.
    • Aprobaremos un Plan de Choque de tiempos máximos de espera garantizados por las visitas del especialista, las pruebas diagnósticas y las intervenciones quirúrgicas.
    • Apostaremos por la investigación y la innovación en salud por su impacto en la calidad y como motor económico, con una perspectiva integral más allá del ámbito biomédico, potenciándola en enfermería, fisioterapia, psicología, etc.
    • Promoveremos un Pacto por la Salud que incorpore las fuerzas políticas y los agentes económicos y sociales, las organizaciones profesionales y las entidades sociales y vecinales, y que incluya como acuerdos fundamentales:
      • Los valores y principios de un sistema público y universal de carácter federal.
      • La arquitectura del sistema público de salud de Cataluña, clarificando los mecanismos de toma de decisiones y las responsabilidades.
      • La financiación necesaria para responder a las necesidades, estableciendo una gasto en Salud del 7% del PIB.
  • Hagamos un salto colectivo en la educación

    Los grandes retos a los que nos enfrentamos como sociedad requieren un sistema educativo potente que prepare la ciudadanía para afrontarlos con garantías. Queremos avanzar con corresponsabilidad hacia una sociedad educadora; queremos un país moderno, ambicioso y líder. Cataluña merece un gobierno que convierta la educación en una verdadera prioridad y la considere como una verdadera palanca de transformación social en clave de progreso.

    • Aprobaremos un pacto social por la Educación con el conjunto de la comunidad educativa para afrontar la situación de emergencia educativa, y por no trasladar la responsabilidad a los centros educativos o ayuntamientos sin acuerdo previo.
    • Avanzaremos hacia el 6% de inversión en educación que marca la LEC (Ley de Educación de Cataluña).
    • Desplegaremos la nueva ley educativa en el ámbito estatal, que representa una apuesta clara por la equidad y la inclusión educativa.
    • Trabajaremos por la no renovación de los conciertos a los centros educativos que segregan por sexo.
    • Diseñaremos un Plan de choque del parque de escuelas e institutos de Cataluña para acondicionar los centros educativos a los requisitos sanitarios y de confort.
    • Haremos de la etapa educativa 0-3 años un servicio público prioritario y universal, recuperando la corresponsabilidad del Gobierno de la Generalitat en la financiación de las guarderías, ampliando las plazas públicas y promoviendo las oportunidades educativas.
    • Modernizaremos y daremos un nuevo impulso a la FP, renovando la oferta y el modelo en consenso con los agentes económicos y sociales y el mundo municipal, reforzando las oportunidades de los y las jóvenes y las calificaciones en competencias emergentes.
    • Garantizaremos el dominio del inglés al terminar la ESO, mejorando así las competencias lingüísticas de la ciudadanía de Catalunya como palanca de oportunidades personales y profesionales.
    • Elaboraremos un Plan contra el abandono escolar prematuro.
    • Garantizaremos la suficiencia alimentaria del alumnado vulnerable en las escuelas y en los institutos, tanto en periodos lectivos como no lectivos.
  • Cultura, herramienta de cohesión

    La cultura afronta hoy un profundo cambio de modelo que afecta también a la gestión de las políticas culturales y obliga a los poderes públicos a repensar los modelos tradicionales de accesibilidad y promoción cultural. La cultura es para nosotros un servicio público, un derecho de la persona, un elemento fundamental del estado del bienestar; seguramente la mejor herramienta de integración, cohesión social e igualdad de oportunidades.

    • Crearemos una mesa mixta de coordinación, integrada por representantes de los sectores culturales, CoNCA, gobierno, entidades municipalistas y grupos, para abordar un plan de choque para la Cultura.
    • Promoveremos un pacto entre todas las administraciones para abordar las medidas necesarias para paliar los efectos de la crisis derivada de la covid-19 en los sectores culturales.
    • Avanzaremos hacia el 2% de inversión en Cultura.
    • Garantizaremos el acceso a la cultura, adoptando las medidas dirigidas a incentivar el consumo cultural, como el establecimiento de un bonus cultural y descuentos en las entradas para determinados colectivos, como los jóvenes y los ancianos.
    • Avanzaremos en el Estatuto del Artista de acuerdo con las competencias estatutarias.
    • Definiremos un modelo de gestión de los equipamientos públicos que, directamente o a través de concursos abiertos, asegure el respeto absoluto a los objetivos públicos, la correcta laboralización de los trabajadores y las trabajadoras y la disposición de un modelo de indicadores que asegure una evaluación rigurosa y transparente de su funcionamiento.
    • Trabajaremos por el reconocimiento de las condiciones fiscales y laborales de los trabajadores y las trabajadoras de la cultura (Censo de artistas y creadores, cotización, contingencias de salud, maternidad, jubilación, desempleo, etc.).
    • Impulsaremos la innovación digital con un Plan de Cultura Digital para entidades, empresas y artistas, con especial cuidado para localizar los contenidos producidos por creadores locales, tanto en su dimensión profesional como vocacional.
    • Destinaremos anualmente una dotación suficiente en los presupuestos de la Generalitat para la cultura tradicional y popular, incluyendo el colectivo de entidades regionales y de otros países.
  • Vivienda y barrios con calidad de vida

    La emergencia habitacional en nuestro país es una realidad que persiste ya hace demasiados años. La vivienda es una herramienta básica imprescindible para vivir con dignidad y desarrollar los proyectos de vida de las personas, y es también un derecho social colectivo que repercute en el bienestar público. Su ausencia o la vivienda precaria dinamita sin remedio la igualdad de oportunidades.

      • Pondremos en marcha el Servicio Catalán de Vivienda (SCH) a través de una ley específica en la que se determinará el catálogo de servicios ofrecidos.
      • Incrementaremos sustancialmente el presupuesto destinado a las políticas de vivienda. Catalunya dejará de estar a la cola en inversión por habitante en políticas de vivienda.
      • Lucharemos contra la vivienda vacía, especialmente de grandes tenedores, con campañas intensivas de comunicación, destinadas a propietarios particulares de vivienda vacía en zonas con demanda acreditada.
      • Promoveremos que toda ayuda pública a la rehabilitación recibida por propietarios de viviendas vacías implique, a cambio, la puesta a disposición de esta vivienda a través de las bolsas de alquiler asequible del SCH.
      • Aseguraremos la dotación económica de los programas de ayuda al alquiler de acuerdo con el aumento de la demanda.
      • Aprobaremos un Plan de Barrios, con el dinero del Fondo Europeo de Reconstrucción, que dará subvenciones y financiará los ayuntamientos con un Fondo Reembolsable para que estos rehabiliten viviendas mediante Áreas de Rehabilitación en barrios donde haga falta.
      • Aprobaremos una estrategia integral ante el fenómeno de las ocupaciones de viviendas.
  • El deporte, pilar del bienestar

    El deporte y la actividad física tienen un gran impacto en la salud, la educación, la integración de las personas y son también una herramienta de promoción económica y creadora de empleo. Asimismo, el deporte nos sirve como escuela de vida, como un excelente instrumento educativo, inclusivo y cohesionador de la ciudadanía.

    • Estableceremos un plan de choque de apoyo integral para el tejido deportivo -especialmente para entidades y clubes deportivos-, y los ayuntamientos con el objetivo de paliar los efectos de la emergencia deportiva creada a consecuencia del parón obligado por la pandemia de la covid-19.
    • Aprobaremos una nueva Ley de la actividad física y el deporte, que garantice la gestión pública del deporte.
    • Promoveremos la receta deportiva en los centros de Atención Primaria, coordinadamente con el Departamento de Salud, con el fin de mejorar la prevención y el tratamiento de las enfermedades derivadas del sedentarismo.
  • Servicios Sociales de acceso universal

    El sistema catalán de servicios sociales necesita una nueva mirada integradora y preventiva, potenciando la persona como el centro de todo, empoderándola y promocionando su autonomía para poder ejercer su rol de ciudadanía con plenitud. Un sistema que trabaje transversalmente con salud, trabajo, vivienda y cualquier otro departamento implicado en la mejora de la calidad de vida de las personas, en cualquier momento de su ciclo de vida, y con una mayor equidad territorial en el acceso a las prestaciones y los servicios.

    • Reformaremos la agencia de protección social para convertirla en la Agencia de Servicios Sociales, para modernizar la gestión y trabajar en red con todos los dispositivos de servicios sociales.
    • Pondremos en marcha un mapa de los Servicios Sociales en Catalunya, para facilitar a la ciudadanía el conocimiento de los recursos a los que tiene derecho.
    • Elaboraremos el Plan Estratégico de Servicios Sociales 2021-2025, que concrete la actualización del sistema de servicios sociales.
    • Mejoraremos la atención a la ciudadanía, innovando en la gestión pública, la colaboración entre profesionales e invirtiendo en el desarrollo de la historia social compartida y la definición de la persona profesional de referencia.
    • Priorizaremos la atención y los cuidados de proximidad, creando un verdadero espacio sociosanitario que dé una respuesta eficiente y eficaz a las necesidades de la ciudadanía.
    • Fortaleceremos el Sistema de Servicios Sociales Municipales y promoveremos la actualización de los contratos programa con las administraciones locales.
    • Crearemos un Plan de Choque de la Dependencia en Cataluña para resolver las listas de espera y redactaremos un Plan Estratégico y planes operativos donde se determinen, con base territorial, las necesidades de servicios y prestaciones.
    • Iniciaremos una reforma en el modelo asistencial catalán que tenga como objetivo mejorar la calidad asistencial de las personas mayores, con dependencia y / o discapacidad: Revertir la privatización de la asistencia médica en los centros residenciales catalanes; abriremos plazas de residencia y de centro de día en 4 años y promoveremos el modelo de vida independiente y el apoyo a la autonomía personal para retrasar y aliviar las situaciones de dependencia.
  • Necesidades atendidas a lo largo de la vida

    Es obvio que las personas experimentan y necesitan cosas diferentes a lo largo de su vida, y por eso es necesario que nos situames en una perspectiva amplia e integral que permita dar respuestas adecuadas a la gran diversidad vital presente en estos entornos sociales. Queremos una Catalunya donde nacer, crecer y morir dignamente.

    • Crearemos un Alto Comisionado para la Pobreza Infantil, que coordine y estudie las políticas encaminadas a la reducción de la tasa de pobreza infantil y las desigualdades en la infancia.
    • Incrementaremos progresivamente la inversión en infancia para acercarla al 2,2% del PIB Europeo. Actualmente, Cataluña destina el 0,9% del PIB.
    • Equipararemos las prestaciones de las familias monoparentales a las prestaciones que actualmente reciben las familias numerosas.
    • Buscaremos alternativas claras a la institucionalización de la infancia en riesgo, priorizando el modelo de familia acogedora e incrementando la prestación económica que éstas reciben por la acogida, así como el acompañamiento profesional, promoviendo además la acogida en pisos o espacios más pequeños.
    • Mejoraremos el sistema de adopciones en Cataluña, su transparencia y agilidad en la toma de decisiones.
    • Ampliaremos el registro de malos tratos a menores en todas las situaciones de violencia, además de la física, y fortaleceremos los protocolos de atención y detección de niños víctimas de violencia familiar y abuso sexual.
    • Articularemos un sistema público que garantice el acceso al ocio educativo a todos los niños y adolescentes.
    • Fomentaremos las políticas activas que generen empleo y permitan la inserción laboral de los y las jóvenes.
    • Aplicaremos la garantía Juvenil para proteger la juventud parada, a partir de la formación, la inserción, la emprendeduría y la orientación laboral.
    • Trabajaremos por la inclusión plena y efectiva de las personas con discapacidad, huyendo de los conceptos de asistencialismo, paternalismo, caridad y discrecionalidad.
    • Desarrollaremos la Ley 13/2014 de accesibilidad, Que establece las condiciones mínimas para que los espacios públicos, los servicios, los transportes y las comunicaciones se adapten a las personas con discapacidad, y velaremos por el cumplimiento de la normativa vigente de accesibilidad en el ámbito local, facilitando los recursos necesarios para su implantación.
    • Reformularemos el trabajo protegido y el trabajo con apoyo, mediante el acuerdo social, para garantizar el derecho al trabajo de las personas con discapacidad y de las que tienen más dificultades de inserción laboral.
    • Aprobaremos la Ley de la gente mayor en el Parlamento de Cataluña, para garantizar sus derechos como ciudadanos y ciudadanas.
  • Vivir y amar en plena igualdad

    Queremos una Catalunya de personas que vivan y convivan en plena libertad, con los mismos derechos y los mismos deberes y oportunidades; una Catalunya donde todos puedan desarrollar su proyecto vital, sea como sea y venga de donde venga. Porque sólo así entendemos nuestra sociedad, una sociedad diversa, inclusiva, justa, libre, igualitaria y fraternal, que nos permita enriquecernos como país.

    • Desarrollaremos la Ley de igualdad de trato, aprobada en la anterior legislatura, para que se convierta la herramienta más importante para erradicar cualquier situación de discriminación. Esta Ley se complementa, en la legislación catalana en defensa de la igualdad, con la ley 11/2014 del 10 de octubre para garantizar los derechos de lesbianas, gays, bisexuales, transgéneros e intersexuales y para erradicar la homofobia, la bifobia y la transfobia y la Ley 17/2015, de 21 de julio, de igualdad efectiva de mujeres y hombres.
    • Promoveremos un Plan contra las Discriminaciones, que incluya programas de intervención social para la formación, la sensibilización y la difusión de los valores de la interculturalidad y la diversidad sexual y afectiva desde el conocimiento mutuo.
    • Aseguraremos que los ancianos vivan en plenitud su identidad u orientación, mediante políticas en este sentido en el ámbito residencial.

#CataluñaNecesitaUnCambio

Programa Abierto